OPERACIÓN PAÑAL (Operación Paciencia)


Llega el verano y con él, muchos padres/madres se lían la manta a la cabeza y deciden lanzarse a la temida “operación pañal”. En algunos casos porque el niñ@ ya lo pide, en otros por una cuestión  económica (el precio de este producto es realmente elevado) y en otros por una obligación externa (al colegio se entra sin pañal).jirafa

 

Buscando información para escribir este artículo, me he encontrado con un poco de todo, desde métodos mágicos que te aseguran que en 3 días retiras el pañal a tu hij@, métodos de una línea más conductual basados en rutinas, llegando a métodos más “libres” que nos hablan de respetar la maduración y los deseos del niñ@.

 

Sea cual sea tu motivo y tu situación, hay algunos elementos que tenemos que tener en cuenta:

  • no existe una edad ideal para retirar el pañal, si bien es cierto que este proceso suele tener lugar alrededor de los 2 años o 2 años y medio, ya que se considera que el niño ha alcanzado la madurez necesaria, tanto neurológica como fisiológica.

 

  • Dependiendo de la tendencia educativa de la escuela infantil del niñ@, puede ser que el niñ@ lleve todo el curso con las rutinas de sentarse en el wáter, o que por el contrario, dichas rutinas no se estén realizando. Es decir, puede que ya esté medianamente preparado, y familiarizado con el orinal, wáter etc, o que sea la primera vez que ve ese objeto y quiera explorar/jugar con él.

 

  • Y lo más importante, en este proceso no sólo participa el niñ@, te esperan días por delante de armarte con la fregona y con mucha paciencia, por lo que es importante que tú también te sientas preparad@ para este paso (al igual que los adultos/ educadores/ cuidadores que rodean al niñ@).

 

 

¿Cómo saber si el niñ@ está preparado?

Reconoce que está haciendo pis o caca, se lleva las manos a los genitales o se pone de cuclillas al hacerlo.

El pañal sucio le incomoda y hace gestos que lo indican, como estirar el pañal para quitarlo.

Sus deposiciones se vuelven más regulares. Esto sucede sobre todo con las cacas, que pasan a tener unos horarios más definidos, por ejemplo,  después de las comidas.

 

 

 

¡Vamos a ello!

  1. Ir juntos a comprar el orinal, elegir uno que sea atractivo visualmente, divertido. Al incluirle en esta elección, le estás incluyendo en el proceso de aprendizaje. También tienes la opción de comprar un adaptador para el wáter, así como un pequeño escalón, que le ayude a acceder al wc de adultos. Déjale que explore, que juegue con él, es un elemento nuevo en su día a día. Recuerda que también tenéis que comprar ropa interior, que sea de sus personajes favoritos de tv o cuentos, hará más atractivo su uso.

 

  1. Déjale que te acompañe al baño cada vez que quiera. Es importante satisfacer su curiosidad y que vea el ir al baño como algo natural. Recuerda que aprendemos por imitación.

 

  1. Cuéntale cuentos de quitar el pañal, te recomendamos: ¿Puedo mirar tu pañal?libro-puedo-mirar-tu-panal

 

  1. Crea una rutina de micción para el niñ@
  • Para evitar los escapes de orina hay que invitar al niñ@ a hacer pis cada hora. Puedes usar la alarma del móvil. Si aguanta bien, pasaremos a hora y media. Si sigue controlando, le sentaremos en el orinal cada dos horas. Iremos ampliando / modificando el tiempo hasta que llegue un momento que sistemáticamente nos avise. Si se trata de un niñ@ preverbal, su aviso puede consistir en tocarse el pañal, mostrarse inquieto…
  • Si se lo está haciendo encima (pis o caca) no le interrumpas porque no conseguirás nada, se le cortará y será difícil continuar en el baño. Es preferible que le dejes y le cambies posteriormente de ropa.
  • No le regañes por los escapes, porque se siente en el orinal y no haga pis/caca… está aprendiendo, ármate de paciencia.
  • El día que consiga hacer pis o caca en el orinal refuérzale verbalmente, celébralo.

 

Por último, comentarte que durante todo este proceso tú eliges si retiras el pañal desde el principio y estas dispuest@ a lavar mucha ropa interior y fregar mucho el suelo, si lo retiras cuando el niñ@ haya conseguido sus primeras deposiciones en el orinal, o si prefieres esperar a que haya un buen control ( en ese caso puedes usar braga-pañal para que él pueda subirlo y bajarlo) para retirarlo.dejar-panal

 

Sólo nos queda desearte… SUERTE!